miércoles, 24 de junio de 2009

Carmignola y Mozart: seducción

Giuliano Carmignola ha sido artista residente del actual Festival Mozart de A Coruña. El violinista de Treviso interpretó el pasado fin de semana la integral de los conciertos para violín de WA Mozart en medio del delirio del público asistente. Desde su instrumento solista (ignoro si desplazó el Stradivarius “Baillot” de 1732 de su última grabación o asía su habitual Floreno Guidantus de 1739) dirigió a la OSG convenientemente aligerada de efectivos, pero con su excelente concertino, Massimo Spadano, al frente, en el cual delegó Carmignola, con gran complicidad, las tareas de conducción de los atriles orquestales. Una orquesta de instrumentación moderna, pero plenamente adaptada a la lectura de época de las partituras
.Ya desde el tercer compás del primer concierto, por señalar un momento, el sonido de Carmignola inundó de belleza y dulzura el Teatro Colón coruñés, con su elegante expresividad, su inmaculada musicalidad, tempi vivos y brillantes, claridad superior en la articulación, espectacular digitación, delicados y contrastados ataques, rubato cohibido evitando toda deriva romántica, vibrato parco y contenido, y un refinadísimo arco que más bien parecía la pluma del más real de los pavos.
.
La OSG le seguía, ensimismada, ofreciendo proteínas donde eran necesarias, rica y precisa, clarificando texturas hasta límites cristalinos, y embelleciendo la obra con mil colores; en las cadenzas (utilizó las de su querido maestro Franco Gulli) los atriles de cuerda no perdían detalle. Disfrute y deleite.
.
El goce era máximo, nos hallábamos ante MÚSICA en estado PURO; en lo que a mí respecta señalar que mientras mi mano derecha seguía el compás, con la izquierda estaba unido a esa señora esquiva llamada Felicidad.
.
Escuchemos dos movimientos en la excelentísima versión que ha grabado Carmignola con la Orquesta Mozart, una orquesta historicista repleta de jóvenes y sobradamente cualificados músicos, dirigidos por el gran maestro Claudio Abbado, en otro de sus fenomenales proyectos de instruir deleitando. Una lectura esencial y teatral. Un disco imprescindible.
.
Concierto n.3 K 216: II. Adagio: uno de los movimientos más bellos y poéticos de Mozart. Para los amigos de las comparativas, AQUÍ pueden escuchar la versión de Pinchas Zukerman:
.
.
Concierto n.5 K 219 Turco: III. Rondeau: una admirable colección de variadas líneas melódicas, con un trepidante Trio, más húngaro que turco, que en su dinamismo nos invita a ser felices:
.

6 comentarios:

Joaquim dijo...

Fantástico Carmignola.
No me extraña que se produjera el delirio.
No es sólo sonido bellísimo, es música, sin más.

Josefina dijo...

!! Divino Mozart
Sublime Carmignola
MUSICA

Privilegio de felicidad !!

pilar dijo...

agarrese Vd. fuerte Sr. del Castillo, quiero decir a la Sra. Felicidad, aunque séa con la mano izquierda... ... y si nos lo transmite así así de bien, pues muchas gracias por compartirla...

Ticio dijo...

ningún adjetivo es digno de esta música.

Por lo demás, enhorabuena por el blog, que lo acabo de descubrir y que lo pienso leer y disfrutar.

saludos

Anónimo dijo...

Yo estuve en los dos conciertos de Carmignola en La Coruña y fue realmente maravilloso. Grande Carmignola

Barbebleue dijo...

Efectivamente, Ticio, es casi imposible el uso de palabras para esta música y esta interpretación. Bienvenido, paso a enlazarte.

Anónimo coruñés ¿podemos conocer tu identidad?

Música Pura para tod@s !