domingo, 7 de diciembre de 2008

Segundo domingo de Adviento: BWV 70a

Era costumbre en Leipzig no interpretar ninguna música figurada entre el primer domingo de Adviento y la Navidad. JS Bach disponía de una Cantata para esta festividad que había sido interpretada en Weimar en 1716. Se trata de la BWV 70a “Wachet! Betet! Betet! Wachet!” hoy perdida. Pero sí nos ha llegado la reelaboración que hizo Bach para adaptarla al vigésimo sexto domingo tras la Trinidad: la BWV 70 de título homónimo.
.
De ésta última podemos pues echar mano para ilustrar la liturgia de hoy: sabemos que la 5ª sección correspondería a la tercera de la Cantata original. Se trata del aria para soprano “Lass' der Spötter Zungen schmähen” (Dejad las lenguas del escarnio maldecir) y la dinámica envoltura de cuerdas en su ritornello instrumental:


Arleen Augér, soprano
Bach-Collegium Stuttgart
Helmuth Rilling

2 comentarios:

pilar dijo...

que suerte, me temía que Bach se hubiera ido también de "puente".

Josefina dijo...

He estado fuera de casa todo el día, con el pensamiento puesto en este momento de encontrarme con la música de mi JS Bach, que me llega de la mano de un gran amigo, Barbebleue; ¿qué más se puede pedir? Todo lo inquietante, todo el ruido del exterior e incluso interior de mi misma, llegan al sosiego ahora...
Pensaba que, durante mucho tiempo, la Iglesia cristiana tuvo la exclusiva de la espiritualidad y he aquí que el gran músico de todos los músicos, JS Bach, supo elevar por encima de este dominio y de la mera existencia física de las formas, su propia y auténtica espiritualidad que llega a tocar el Orígen divino y prepara la conciencia humana a una apertura hacia un despertar autenticamente espiritual... Oiga lo que oiga de de él, de sus cantatas ahora, es como recibir, sin esperarlo, un testamento al que sólo se le podrá hacer honor y responder con gratitud, interiorizándolo y fructificándolo, cada uno de los que amamos su música...