martes, 3 de febrero de 2009

¡Felicidades, Herr Mendelssohn!

Hoy celebramos el cumpleaños de Felix Mendelssohn-Bartholdy, nacido un tres de febrero de 1809 en Hamburgo. En su corta vida no sólo dejó constancia de su depurada capacidad compositiva sino que también supo resucitar las grandes obras corales de JS Bach. Y en muchas de sus obras de Gran formato (Sinfonías, Oratorios) intentó impulsar el tradicional Coral luterano hacia los nuevos aires del Romanticismo, tarea ingente cuando no imposible.
.
En su recuerdo y celebración quiero traer hoy una partitura asombrosamente viva. Se trata de la Obertura La Bella Melusina -Die Zum Märchen von der Schönen Melusine- op 32, una obra llena de la poesía musical del mejor romanticismo alemán.
.Se basa en los cuentos fantásticos de Melusina, una princesa-hada, que una vez a la semana era mitad serpiente o sirena ("Tú Melusina que eres la más mayor, la más sabia y la culpable, por este encantamiento te convertirás en serpiente todos los sábados de cintura para abajo"). De origen muy remoto, se cree que celta, se trata de un mito medieval que aparece en el siglo XIV a través de la novela de Jean D’Arras donde también narra sus amores con el caballero Lusignan . Más sobre Melusina
. Musicalmente se inicia la obra casi de forma feérica en los clarinetes que presentan el escurridizo y líquido primer tema (Melusina), de donde Wagner obtendría el leitmotiv fluvial para el Oro del Rhin (escúchese la semejanza), luego hace su entrada el noble, andrógino y heroico segundo tema (Lusignan) en los violines y maderas. El desarrollo de amplias dinámicas nace a partir de este segundo tema para ir intercalando ambos y bosquejar un tercero, para terminar tristemente en la deliciosa frase de los clarinetes. Una partitura plena de fantasía, evocación, magia y poesía …
.

London Symphony Orchestra
Claudio Abbado

5 comentarios:

Josefina dijo...

Fascinante descubrimiento. No conocía esta hermosísima Obertura de Mendelssohn. Hoy, aniversario de su nacimiento, ha sido un regalo para mi discurrir, de la mano de tu precisa y preciosa descripción, Barbebleue, a través de su música, la historia mágica y ensoñadora de Melusina, que he buscado y he encontrado en su lugar y con la que he gozado de unos momentos maravillosos... Estoy aprendiendo muchas cosas y esto, aprender, me hace feliz y me acompaña...

Titus dijo...

No conocía de nada esta obertura y me ha parecido maravillosa. Es cierto, Wagner encontró el oro del Rhin aquí.

Fantômas dijo...

Buen blog che! Te invito a darte una vuelta por el mío, creo que te puede llegar a interesar por las cosas que veo que posteás (y de paso si querés intercambiamos enlaces).

Mi blog, principalmente sobre música, lo podés encontrar acá:

Soy del Montón

Un abrazo.

pilar dijo...

¡la preciosísima y fantástica hada Melusina trás una de las puertas de su Castillo¡
¡que sorpresa¡

Anderea dijo...

Gracias.