domingo, 15 de enero de 2017

De lo efímero


Somos maravillosamente efímeros…

Queridos lectores: he decidido que es el momento adecuado de poner fin a las actualizaciones de este blog musical que tantas satisfacciones me ha aportado. Son casi diez años (y 644 entradas) de pasear conjuntamente los jardines y estancias de este Castillo, tiempo suficiente para haber cumplido los propósitos para los que fue creado: compartir emociones y sentimientos por medio de la Música, de las músicas y las palabras.

Debemos ser conscientes de que somos ciclos de vida y atenernos a ello.

El Castillo seguirá abierto durante un tiempo, al menos mientras valoro la posibilidad de convertirlo en libro.

Barbebleue seguirá vivo en Facebook: 
https://www.facebook.com/arturo.r.camba

Arturo R. Camba estará trabajando en su ilusionante proyecto editorial, con mi amiga Pilar Fdez.-Pinedo: 
http://www.editorialcuestiondebelleza.com

Gracias a todos y a todas.

La despedida forzosamente ha de ser mediante una música maravillosa, un aria de nuestro bien amado WA Mozart: «Voi che sapete» canta Cherubino en Le Nozze di Figaro.

(vídeo Alejandro Frutos Comaretto)




8 comentarios:

Josefina dijo...

Decir adiós, a veces, es un acto de valentía y de plena consciencia de que aquello que fue tu guia , tu ilusión, tu hermosa espera y tu consuelo, se va pero no desaparece porque llega de otra forma impensada pero certera.

En ese misterio de transformación está mi esperanza y puedo decir adiós con una sonrisa llena de gratitud y de amor.

Mil gracias, Barbebleue. En tu castillo encontré la paz y el deseo de vivir que sólo la música sabe hacer fluir por los senderos del alma.

pfp dijo...

adios con el corazón, que con el alma no puedo...

un abrazo grande, barbazul

Mara dijo...

Yo no quisiea que acabara, pero... Gracias.

Barbebleue dijo...

Josefina, pfp, Mara, gracias por vuestras palabras y por haber llegado hasta aquí. La Música continúa... Un beso.

gloria abras pou dijo...

Mientras lo mantengas abierto podré entrar y pasear por él como si se tratara de un exquisito parque privado regido por música y poesía, dos palabras que tal vez son la misma.
Escribo la palabra "despedida" pero no voy a hacer el menor uso de ella. Es sólo un elemento estético, romántico porque
seguimos viéndonos y comunicándonos
en FaceBook con tu nombre, el de Pilar y el esta editorial que tantos éxitos os está dando y os dará.

Barbebleue dijo...

Gracias por tus palabras, Glòria, que no hablan de despedida.
Bicos.

S. Figueroa dijo...

somos maravillosamwnte efímeros..
gracias por la música y laa palabras..

Barbebleue dijo...

gracias a ti, S. Figueroa, por tus visitas y tus poemas.